Atrévete con las extensiones de pestañas

lashes & go

Mucho había oído hablar últimamente de las extensiones de pestañas, y os preguntareis y quién no? pero nunca me había decidido a ponérmelas, hasta que un día recibí una invitación de Lashes & Go y dije por qué no?

El resultado fue espectacular, no me ha podido gustar más. Nada más ponerme en sus manos me preguntaron cómo me gustaban las pestañas, cómo solía maquillarmelas…etc después de un ratito de ‘confidencias’ me decanté por unas pestañas que se me notaran bastante porque para mí son uno de los elementos más importantes en tener en cuenta a la hora de maquillarnos.

Después de 1 hora y 30 minutos tumbada en la camilla durante el que estuvieron haciendo un ‘trabajo de chinos’ el resultado fue como llevar pestañas postizas: extra largas, muy negras y muy muy espesas.

extensiones de pestañas

El proceso de colocación es un poquito pesado porque consiste en estar hora y media tumbada en una camilla mientras la profesional te va colocando una a una las extensiones encima de tus propias pestañas, como os podéis imaginar un auténtico ‘trabajo de chinos’. A mí al principio me agobiaba un poco la sensación de tener que estar durante 90 minutos tumbada boca arriba y con los ojos cerrados, mientras la profesional me hurgaba en los ojos, pero la verdad es que no notas ninguna molestia y es una sensación de calma total en la que estoy segura que habrá gente que se llegue, incluso, a dormir.

No necesitan ningún cuidado especial, únicamente peinarlas a diario para conseguir que todas ellas estén perfectamente colocadas, y para ello en Lashes & Go te regalan un ‘kit de cuidado’ compuesto por un cepillo y un espejo.

Para mí el momento más fascinante del día es cuando te vas a la cama y después de haberte desmaquillado sigues tan divina, con los ojos  super bonitos y como si llevaras la mejor máscara de pestañas. Pero y ¿cuándo te levantas al día siguiente? es una sensación buenísima. Estás recién levantada pero con unos ojos como si los tuvieras recién maquillados. Para mí son los dos mejores momentos de las extensiones de pestañas.

Su duración es aproximadamente de un mes y medio o dos meses pero para llevarlas perfectas aconsejan retocarlas cada 3 o 4 semanas. Os puedo asegurar que después de probarlas no podréis vivir sin ellas.

lashes and go

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*