¿Compras por necesidad o porque te gusta?

¿Solemos ser impulsivos al comprar?

Generalmente tanto hombres y mujeres son impulsivos al comprar. Nos gustó tal o cual cosa, y entramos en la tienda a comprar, a veces porque nos gusta, o quizás bien para tenerlo para alguna ocasión para usar.

Pero, ¿qué es lo que nos impulsa a comprar en realidad? El empresario, necesita encontrar ese cliente potencial para que entre y compre, y la mejor manera, es entrarle por los ojos. Si hablamos de prendas por ejemplo: la visual merchadising, va a acomodar el escaparate de una forma atrayente, con las luces adecuada hacia la prenda, va a elegir cuidadosamente el color de esta, que va a presentar al futuro cliente potencial en la que invitará a que entre y compre, también elegirá los accesorios adecuados, para recrear la escena viva del escaparate. Entonces logrará su cometido.

ir de compras1

Compras compulsivas

Ahora bien, si las mujeres u hombres deciden ir visitar un shopping o simplemente se va caminando para hacer un trámite, y de pronto, nos detenemos hacia ese escaparate que nos llama la atención. Primero miramos el escaparate y en vez de pensar y preguntarnos si es o no necesario comprar lo que nos atrae, ¿por qué entramos impulsivamente y le decimos a la dependienta, que quisiéramos que nos mostrara lo que deseamos en tal o cual color, sobre esa prenda o zapato, de tal o cual medida o si nos detuvimos en una tienda de electrónica, queremos que nos muestre por ejemplo un móvil, aunque ya tengamos.

O sea, que el visual merchadising ha logrado el objetivo, porque influyó en el posible cliente comprador. Es entonces que merece un premio, porque ha hecho un buen trabajo para hacer aumentar a la tienda, el consumo de un determinado producto. Y si el precio está a buon mercato, una gran mayoría de personas comprará más por impulso de un precio asequible, amén del producto a consumir.

Pasa que inconscientemente es un impulso que pudo haber sido meditado o no, y la justificación de casi todas las personas al preguntarle del por qué compra algo que no está en sus planes o que quizás lo meditó hace un tiempo y al verlo lo compraste, es: lo vi, me gustó y lo compré, solo eso me pasó – nos contó Mercedes- ante la pregunta que le hice cuando salió de la tienda.

Y tu, ¿compras porque lo necesitas o simplemente porque lo viste, te gustó y me lo llevo por si en alguna ocasión me sirve?

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*