Burdeos y rosa, un ‘mix’ que funciona

¡Hola! Comenzamos el martes sacando nuestra parte cotilla, os cuento la historia de cómo se me ocurrió esta manicura.

chevron-ros-bur-1z
Hace un mes tuve una boda y aunque el vestido que me compré para la ocasión fue amor a primera vista, la búsqueda de los zapatos me dio mucha guerra. El vestido era rosa y estaba salpicado de cuentas de un color plata viejo. Tenía claro que no quería llevar los zapatos del tono de los detalles del vestido, porque además de que iba a ser muy difícil encontrar el color exacto, es lo más típico, y me apetecía salirme un poco de la norma. Primero pensé en el verde botella, pero no me terminaba de convencer y empecé a pensar en colores fuertes que contrastaran con el rosa clarito del vestido. Se me ocurrió el burdeos y aunque al principio dudé un poco, luego lo tuve claro: quería unos ‘peep toe’ burdeos para mi vestido rosa. La historia de cómo me volví loca por Madrid y sus alrededores para encontrarlos, la dejamos para otro día. Sólo os diré que al final no sólo los encontré del tono de burdeos exacto que quería, sino que parte del tacón era del mismo plata que las cuentas del vestido.
Mi obsesión por el tándem burdeos-rosa ha continuado y hoy os presento una manicura que combina estos dos colores con un diseño de ‘chevron’ muy fácil de conseguir. Aquí está el paso a paso.

chevron-ros-bur-2z
Primero pintamos las uñas de rosa claro y dejamos secar muy bien, yo usé el tono ‘bubble gum’ de Rare Nails. Después cortamos pedazos de celo a la medida del ancho de nuestras uñas y vaciamos uno de los bordes de cada unos de estos trozos creando un triángulo. Ahora los vamos colocando en cada uña intentando que el vértice de los triángulos quede en el centro del borde de la uña (como os muestro en la imagen) y procurando que no queden dobleces ni espacios.

- Lee: 5 trucos para una manicura perfecta

chevron-ros-bur-3z
Ahora aplicamos el segundo color, el burdeos, por toda la uña hasta rebasar el borde del celo. Esperamos que se seque muy bien y con cuidado despegamos los trozos de celo. Si no te han quedado las líneas perfectas puedes corregirlas con un pincel fino, aplicando pintura burdeos donde falte. Deja secar todo otra vez y termina con una capa de brillo para dar uniformidad al diseño y finalizar.

chevron-ros-bur-4z
Este mismo diseño puedes hacerlo en todas las uñas, como muestra la imagen de arriba, o sólo en una como detalle. No hace falta que te diga que puedes combinar los colores que quieras, pero te aconsejo que elijas tonos que contrasten, como un azul klein y un turquesa o un marrón chocolate y un beige. Cuando tengas los colores acuérdate de poner el tono más claro debajo, puesto que si lo pones arriba puede que no cubra bien el oscuro que tendrás como primera capa.

¿Te atreves a combinar esta manicura con un ‘total look’? Están de moda, nos lo cuenta La Clé Privée

Inténtalo y etiquétame en Twitter y en Instagram, que quiero ver lo bien que te ha quedado ¡soy @suitpop!

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*