Ropa ceñida, ¿favorece la celulitis?

Ropa ceñida, favorece la celulitis

Aunque en apariencia parece que delinea el cuerpo de manera más atractiva, la ropa ceñida puede perjudicar la circulación sanguínea y causar, además de dolores, la aparición de celulitis, principalmente la confeccionada con telas pesadas.

Al dificultar  el retorno de la sangre venosa, que pasa mucho tiempo en los miembros inferiores, las prendas de vestir muy ajustadas  generan presión a lo largo de las piernas y de la región abdominal, si no cuentan con una graduación adecuada y si bien la moda dicta tendencias que las mujeres desean seguir para verse elegantes, esa buena imagen puede afectarse al sufrir  el llamado Síndrome de la piel de naranja.

Consecuencias del uso de cinturones ceñidos

No obstante, es evidente que muchas mujeres, aunque generalmente conocen algo acerca de esta situación, continúan usando prendas de vestir apretadas, incluyendo cinturones que obstruyen el correcto paso de oxígeno y no se llega a realizar una respiración profunda que llegue hasta la parte alta del tórax.

Eso trae el inconveniente de que los intercambios de gases no se dan de forma eficiente y el organismo acumula más gas carbónico, que es tóxico y acelera la oxidación de las células, provocando el envejecimiento.

Igualmente, la llamada respiración corta deja el cerebro mal oxigenado, dificulta la concentración y causa estados de ansiedad, con lo cual se impide la relajación, de ahí la importancia de prevenir esos males evitando el uso de ropa demasiado ceñida, que favorecen la aparición de celulitis.

Hay chicas que usan tallas inferiores a las que debe llevar su cuerpo y se debaten en esa estrechez, aduciendo que es lo que dicta la moda, dibujar curvas de su silueta, sin apenas dejar lugar para los movimientos.

Celulitis que pueden agravar su estado

“La celulitis grado 1 puede evolucionar a celulitis grado 2 en breve si los vaqueros, camisetas o vestidos ceñidos aprietan glúteos y piernas, ya que al no ser conscientes de las consecuencias que puede ocasionar y no estar atentas a las alteraciones en la piel, se retrasa el tratamiento de la dolencia y puede favorecer la aparición de los bultos y hoyuelos”, nos comentan los especialistas de esta web especializada.

Y es que la formación de nódulos de grasa causantes de la celulitis, perjudican la circulación sanguínea,  y se complica el cuadro si la ropa  es muy justa y no da margen a cierta holgura.

En estos meses de verano, con más calor del habitual, los problemas circulatorios tienden a empeorar  y muchas veces derivan en problemas como celulitis, retención de líquidos en zonas como las piernas, sobre todo en  rodillas y tobillos.

¿Lucen mucho más guapas?

Puede que en su momento lo logren, o sea, lucir más guapas con prendas ajustadas, pero luego deberán enfrentar las consecuencias al aparecer los vestigios del llamado Síndrome de la piel de naranja, pues se sometieron a una presión excesiva que afectó el libre flujo de la circulación sanguínea.

Cuando no circula adecuadamente la sangre se origina una retención de líquido y comienza a aparecer la indeseada celulitis.

Hay que advertir igualmente las consecuencias para la región del abdomen, ya que pantalones y cinturones ajustados traen consigo la aparición de esos bultos y hoyuelos en esa parte del cuerpo.

Cuidado con uso de calzado de tacón alto

Igualmente el uso continuado de calzado de tacón alto puede provocar que la circulación sanguínea se ralentice y tenga entre otras consecuencias,  la aparición de la celulitis, sobre todo en verano.

Usar ropa menos ceñida no quiere decir que se renuncie a estar a la moda, ya que hay muchas maneras de dar una buena imagen sin afectar la salud.

Es mejor evitar los bultos y hoyuelos que restan estéticamente a la lozanía de la piel, vale la pena seguir las sugerencias expuestas y asumir actitudes preventivas.

Porque aunque pretendamos seguir un estilo de moda, tener un look espectacular, lo primero ante todo es cuidarnos y sentirnos cómodas con aquello que nos pongamos, ya que de otra forma se corre el riesgo de llegar a utilizar esas prendas que pueden poner en riesgo la salud.

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*