Por qué el ‘slip dress’ es la prenda clave de 2016, en 8 razones y 40 ‘looks’

Icono de los años 90, el vestido lencero regresa convertido en la pieza estrella de este 2016. ¿Todavía no sabes por qué? Descúbrelo con estas 8 razones de peso e inspírate en estos 40 ‘looks’

Louis Vuitton lo vaticinó en su propuesta otoño-invierno 2013/2014; John Galliano afirmó que habrían de convertirse en nuestra segunda piel; Kate Moss los encumbró a los altares de lo más cool cuando todavía tenía una carrera incipiente —¡y anda que no ha llovido ya!— y Carrie Bradshaw traspasó junto a él la pequeña pantalla. Los slip dresses —o lo que es lo mismo, esos vestidos lenceros confeccionados con tejidos satinados y provistos de tirantes spaghetti se presentaban como los aliados perfectos en la búsqueda del look más sugerente, aquel que permitiese acentuar sin pudor la silueta femenina. Esta temporada, lejos de dejarlos atrás o guardarlos de nuevo en la intimidad de la alcoba, celebrities, pasarelas e it-girls nos dan 8 razones y 40 outfits que demostrarán que el 2016 se viste en clave slip. ¿Todavía te preguntas por qué triunfará este año el vestido lencero?

slip_entrada

 

1. Porque combina a la perfección con todos los básicos de tu armario —. No sólo existe un único patrón del vestido lencero, sino más bien una infinidad. Podréis encontrarlos con aberturas laterales, con acabados metalizados, puntillas, de corte midi o en formato mini… a cada situación su modelo y por cada gusto un slip dress que encaje. A partir de ahí, si os fijáis en las imágenes, descubriréis como se complementa magistralmente con todas las prendas de abrigo básicas: el blazer, la gabardina, el trench fluido, la sahariana, la cazadora de piel y la chaqueta denim. Él conseguirá dotar a la prenda de sensualidad, y recibirá de ella ese punto casual del que —a priori— carece. 

slip_básicos_1 slip_básicos_2 slip_básicos_3

 

2. Porque su sofisticación puede componer el mejor working look —. Si os hacéis con un sencillo vestido lencero en clave midi —dejando que alcance vuestras rodillas o que las cubra ligeramente— descubriréis que su estética minimalista y esa sutilidad que le es inherente, lo hace perfecto para conquistar las citas laborales más selectas. Únicamente has de subirte a unos buenos stilettos —sandalias o botines, en su defecto—, agarrar tu bolso y disponerte a conquistar el mundo.

slip_working slip_working_2

 

3. Porque ni siquiera las deportivas se le resisten —. ¡En los contrastes está el gusto! Y es que es bien cierto que los opuestos se atraen. Sneakers y vestidos lenceros componen el dúo más cómodo y controvertido, quizás por eso también el más atractivo, de cara a la próxima temporada. No importa si optamos por un vestido de colores vibrantes, un modelo estampado o un slip dress con detalles de encaje, ¡no hay deportiva que no pueda completar el conjunto! El resultado será un estilismo effortless-chic tan magnético como funcional.

slip_sneakers

 

4. Porque lo amortizarás vistiéndolo durante las 4 estaciones —. ¿Te has comprado un vestido lencero para conquistar las noches de verano y crees que no te queda más remedio que guardarlo en el armario? ¡Olvídalo! Calza tus botas favoritas, enfúndate un maxi-jersey y deja que se asome indiscreto bajo esta prenda de punto —si el acabado es con encaje, mejor será el resultado—. Habrás conseguido un look invernal de infarto y su coste estará más que amortizado.

slip_jersey

 

5. Porque a la hora de conquistar la noche, ellos no necesitan complementos —. Esto no lo digo yo, sino las verdaderas expertas en red carpets y noches de etiqueta: las celebrities. Sexies, femeninas ¡e híper-minimalistas! Un gran beneficio que tienen los maxi-vestidos lenceros a la hora de acudir a un evento, es que su sensualidad viste por sí sola sin necesidad de más aderezos. Así, vimos a Dakota Johnson, por ejemplo, con un modelo negro de acabado satinado firmado por Calvin Klein; o el reciente Dior con detalles volados que lució en los BAFTA. En ambas ocasiones dijo adiós a collares o artificios exagerados, optando únicamente por lucir anillos o unos sencillos pendientes. Un caso similar es el de Rosie Huntington-Witheley, al más puro estilo Old Hollywood con un modelo de Galvan; o el de Alicia Vikander, vestida por Victoria Beckham.

slip_noche 

6. Porque si tú no te desprendes de tu biker, ellos tampoco —. Si con deportivas logramos una combinación cómoda y funcional, con una cazadora ‘perfecto’ lograrás un cocktail explosivo. Y es que si eres una rebelde empedernida y no dejas que tu espíritu rockero se quede en casa, no dudes que tu slip dress se coordinará a la perfección con tu inseparable biker. Si ya buscas un dúo de matrícula, apuesta por un modelo con acabado metalizado como el Saint Laurent que lució recientemente Jessica Alba. 

slip_maxi_rock

 

7. Porque no sólo ha sido una constante en las propuestas para primavera-verano, también serán un must durante el próximo otoño-invierno —. Pues sí, si de cara a la próxima primavera los vimos deslizarse por las pasarelas de la mano de firmas como Burberry, Jason Wu o Calvin Klein; las nuevas propuestas para el 2017 ya vaticinan que será la pieza estrella del invierno venidero. Así, hemos podido verlo en clave bicolor y con efecto patchwork durante el desfile de Diane Von Furstenberg; de la forma más preciosista junto a Rachel Zoe; o apelando a las tonalidades más poderosas de la mano de Maiyet. En resumen, no temas a que pase de moda. 

slip_pasarela_primavera slip_pasarela_invierno

 

8. Porque lo han dicho Saint Laurent, Chanel y Dior… ¡y ellos mandan mucho! —. Guste más o menos, así es la cosa. Y es que, ¿qué maisons son más emuladas que estas tres a lo largo de las temporadas? ¿En qué propuestas se inspiran muchas firmas low cost? Pues precisamente en las suyas. Y estos tres titanes no han dudado incluir vestidos lenceros en clave dark —jugando con las transparencias y teñidos de un impoluto negro—, sumarlos al vestidor de las princesas más grunge o hacer de ellos el compañero de viaje más sobrio. ¡Ahí lo dejan!

slip_sdc

 

Tras estos 40 looks, ¿te han convencido todas sus razones? Si es así y ya estás en la búsqueda de tu nueva conquista, no dudes recorrer este shopping y encontrar algunos de los vestidos con los que podrás hacerte ya en tiendas.

slip_shopping

 

1. Con escote recto, de Theory (215 €); 2. Asimétrico con plisado, de Jacquemus (400 €); 3. Con aire helénico, de Zeus + Dione (430 €); 4. Cruzado con brillo metalizado, de H&M (29,99 €); 5. Maxi-vestido con bordado de cuentas, de Intropia (330 €); 6. Con tirantes spaghetti, de & Other Stories (35 €); 7. Modelo minimal negro, de Topshop (38 €); 8. De flores y corte midi, de Zara (29,95 €); 9. Con aplique de encaje, de Mango (22,99 €).

¡Espero que os haya gustado esta selección! Por mi parte me despido ya hasta el próximo post, no sin antes desearos un fantástico día. Bisous!

 

 

 

Imágenes por cortesía de Hola.com, Collage Vintage, Fashionata, Fashion Me Now, Adenorah, Lady Addict, Popsugar, Imaxtree.

2 comentarios sobre:
“Por qué el ‘slip dress’ es la prenda clave de 2016, en 8 razones y 40 ‘looks’”

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*