Tom Ford ya tiene hueco en el Museo Gucci

Teniendo en cuenta la realidad actual de las marcas, en la que muchas veces se reniega del diseñador anterior con la idea de sólo hablar del actual, es muy destacable que Gucci haga un hueco en su museo en Florencia a la historia compartida con Tom Ford.

Spring Summer 1996 - courtesy of Mario Testino (1)

Spring Summer 1996 – courtesy of Mario Testino (1)

Cuentan que Alessandro Michele, actual director creativo de la casa italiana, es un gran fan del creador americano quien le fichó en 2002 para su oficina de Londres. Él de hecho ha intervenido en la elección de piezas y en la puesta en escena de las dos salas que a partir de ahora están dedicadas a su ‘maestro’.

Tampoco debe extrañarnos mucho el homenaje de Gucci a Tom Ford, el hombre que se encargó de colocar a la firma en el lugar en el que está actualmente. Ford consiguió que el sexo y el lujo no estuvieran reñidos, y todo lo hizo a través de la casa italiana con colaboraciones con Terry Richardson y Mario Testino.

El color cereza es protagonista de la zona dedicada a los looks de hombre y mujer con los que Ford se hizo un nombre en mayúsculas en la moda. Después cede protagonismo al lila para la sala dedicada a los accesorios. Un pequeño repaso a una pareja estable durante años, la de Ford y Gucci, que nos dejó algunos de los mejores momentos de la moda de fin de siglo.

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*